Conéctese a nuestra red MPLS de Datos inalámbricos sobre fibra óptica

Inalambrika conecta al mundo, de forma eficiente y efectiva con tecnología de ultima generación...

Que es MPLS y como Funciona?

El Multiprotocol Label Switching (MPLS) es un mecanismo que enruta el tráfico dentro de una red de telecomunicaciones. Los datos viajan de un nodo de red al siguiente. Proporciona aplicaciones que incluyen redes privadas virtuales (VPN), ingeniería de tráfico (TE) y calidad de servicio (QoS).

En dicho mecanismo, los paquetes se dirigen a través de la red en función de una etiqueta asignada. La etiqueta está asociada con una ruta predeterminada a través de la red. Esto permite un mayor nivel de control que en las redes de conmutación de paquetes.

Por otro lado, con el enrutamiento de IP puro (Protocolo de Internet) en una red de conmutación de paquetes, cada paquete de datos podría determinar su propia ruta a través de la red, que era un flujo dinámico, pero no predecible.

En redes de telecomunicaciones con conmutación de circuitos anteriores, los cables físicos y las líneas T1 transportaban datos y tráfico de voz. Eso proporcionaba rutas predecibles, pero era muy costoso y difícil de escalar debido a la necesidad de instalar una infraestructura extensa.
“Cambio de etiqueta” en el enrutamiento Multiprotocol Label Switching (MPLS)

A medida que los paquetes viajan a través de la red Multiprotocol Label Switching (MPLS), sus etiquetas se cambian o intercambian. El paquete entra en el borde de la red troncal MPLS, se examina, se clasifica y se le asigna una etiqueta adecuada; y se reenvía al siguiente salto en la ruta predefinida Etiqueta conmutada (LSP). A medida que el paquete recorre esa ruta, cada enrutador en la ruta utiliza la etiqueta, no otra información, como el encabezado IP, para tomar la decisión de reenvío que mantiene el paquete en movimiento a lo largo del LSP.

Dentro de cada enrutador, la etiqueta entrante se examina y su siguiente salto coincide con una nueva etiqueta. La antigua se reemplaza con la nueva para el próximo destino del paquete, y luego el paquete recién etiquetado se envía al siguiente enrutador. Cada enrutador repite el proceso hasta que el paquete llega a un enrutador de salida. La información de la etiqueta se elimina en el último salto o en el enrutador de salida, de modo que el paquete vuelve a identificarse mediante un encabezado IP en lugar de una etiqueta Multiprotocol Label Switching (MPLS).